Incógnitas

por Fausto Lipomedes  -  20 Julio 2010, 19:24  -  #Cosas de todos los días

Julio2010 3380Sigo en mi nueva ubicación escuchando paradojas, escuchando contradicciones. Esta mañana un alto directivo de una gran empresa operadora andaba abatido. Con su elegante traje y su aroma a colonia ha subido al estrado y ha expresado su frustración.  Por un momento le he visto perplejo y sin posibilidad de encontrar solución al problema. Elegante alardeaba de los miles de millones invertidos en la creación de infraestructuras, antenas, cables, fibra óptica, repetidores. 

Copia de IMG 3383Orgulloso como un dios señalaba sus objetivos, los mismos que el de otras grandes empresas: llenar el mundo de ordenadores, de teléfonos con capacidad de ver vídeo, todo el mundo con ADSL, todo el mundo con smartphones, todo el mundo interconectado, pensando en los suculentos beneficios que vendrían después, pero sin saber muy bien gracias a qué. Pero después de llevar 20 minutos hablando algo ha cambiado en su semblante, su espalda ha perdido su rigidez y casi ha acabado suplicando al aforo que alguien fuera capaz de explicarle para qué tanto esfuerzo. 

En ese momento ha puesto un video de Youtube. En él, dos chavales de 12 años frente a una cámara web. Son alemanes. Una canción de un grupo perdido, atronadora, comienza a sonar. Los chavales empiezan a hacer gestos, ponen caras y muecas, y cantan la canción en playback. Los miras y te ries. Delante nuestra, uno de los vídeos más vistos de Youtube, millones de visitas, y eso significa uno de los videoclips más vistos del mundo. La canción y su grupo se han convertido en famosos en Alemania. Y todo ello gratís, todo ello sin que la operadora, que les ha llevado la capacidad a los chavales, y a nosotros la capacidad de verlo ,vea un euro. Por ello el directivo estaba deprimido. 

Julio2010 3377Anecdótico, paradójico. desesperante para las empresas que no saben dónde desembocará todo esto. Oscuros túneles, tenebrosos pasillos llenos de puertas que no sabes que guardan. Un nuevo mundo, el poder de los usuarios, la democracia total gracias a la red. Una bobada puede destronar a grandes hechos o no tan grandes. ¿Debemos sonreír? ¿debemos fruncir el ceño? Yo no lo se, y creo que no quiero saberlo. Un beso. 

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase: